fbpx

EL ORIGEN DE LA MODA ES LA HISTORIA DE LA MANIPULACION TEXTIL

17 de febrero I Por Daniel Fez

Hablar de la historia de la manipulación de tejidos es justamente hablar de estos. No podemos concretar con exactitud desde que período de la historia ha existido la necesidad de “modificar” el estado original de un tejido con un fin estético y en ocasiones práctico como iremos viendo a lo largo de este post, pero si nos podemos aproximar a épocas concretas gracias a los vestigios que encontramos de las civilizaciones egipcia, mesopotámica o griega. Los textiles más antiguos que se conservan fueron encontrados en la Tumba de Tutankamon y Tutmosis IV (1425-1417 a.C.) Museo del Cairo. Impecables piezas de lino con una depurada técnica de ejecución y simpleza que se desarrolla paralelamente y de forma independiente desde el lejano oriente hasta los Andes. Ya en la antigua China, se fabricaban tejidos de seda alrededor del año 3000 a. C. y los egipcios lograron también tener finas telas de lino y de algodón que han llegado hasta nuestros días gracias a los hallazgos referenciados anteriormente.

Si tomamos como ejemplo dos civilizaciones que se desarrollan entre los siglos XXX y III antes de nuestra era, hemos de trasladarnos a Mesopotamia y a Egipto como los primeros ejemplos de manipulación textil. La relaciones comerciales de la antigua Persia y el tratamiento de la lana, hacen que nos encontremos ante quizás el primer ejemplo de “enriquecimiento” y modificación de los textiles originales, gracias a pasamanerías, los flecados, las estampaciónes y el tinte. En Egipto, la versatilidad y el carácter ergonómico del algodón y el lino, hacen que tengamos los primeros ejemplos de manipulación textil gracias a la aparición de los plisados y drapeados. Posteriormente serían Grecia y Roma quienes heredarían estas técnicas de manipulación para exaltar al máximo la belleza con los drapeados, fruncidos y los plisados. Además de esto, en el imperio romano dada la capacidad comercial de dicho territorio, el enriquecimiento y la transformación de los tejidos encuentra su máximo apogeo con la aparición de gran variedad de tinturas y ornamentos con los que adornar las telas.

Dejando atrás las antiguas civilizaciones y sus influencias en los textiles y las puestas en práctica de diferentes técnicas por parte de las tres grandes culturas (Grecia, Roma y Bizancio), vamos a dar un pequeño rodeo a la “oscuridad” textil de la alta y baja edad media para volver a retomarlo con fuerza en el Renacimiento. Porque en este periodo no solo el resurgen de las artes, la ciencia, la sabiduría, el comercio o el exotismo entre otros factores, sino una gran variedad y riqueza de textiles y sus modificaciones. La era de los descubrimientos genera un intercambio constante de técnicas y de materiales que provocan en una floreciente sociedad mercantil, un afán por la comercialización y adquisición de nuevos y originales productos textiles como los brocados, los adamascados, los encajes o los bordados. Podíamos afirmar casi con rotundidad, que gracias a esta eclosión textil de los siglos XV y XVI, hoy día conservamos intactas las técnicas de modificación y elaboración de tantos y tantas variaciones en los tejidos y manipulaciónes de materiales, que la riqueza del ornamento y la exclusividad en todo este tipo de técnicas, son sin duda el mejor legado con el que contamos en la actualidad.

Es a partir de este periodo, y será a lo largo de los siglos posteriores cuando la expresividad máxima en el desarrollo de estas expresiones textiles y artísticas, tengan su apogeo acercándose al público en general y adecuándose a las necesidades de la moda en cada momento. Comenzando por el barroco y terminando prácticamente a las puertas del siglo XX de nuestra era. ¿Y por qué digo esto? (lo de terminar cerca del siglo XX). Simplemente es una forma de diferenciar periodos dentro de periodos, ya que la estela de la Revolución Industrial (siglos XVIII y XIX), no son más que una nueva adaptación a las técnicas de manipulación de los tejidos, donde la tecnología y la mecanización hacen que se faciliten y paralelamente se incremente la oferta de variedades textiles. Símbolo sin duda de este nuevo siglo XX que se avecina. 1900 en adelante marca como bien sabemos un antes y un después en el mundo de la moda. La aparición de las grandes casas de costura junto a la necesidad de “generar arte textil” por parte de las grandes firmas, convierten a la manipulación de los textiles en el bien más apreciado de este periodo. Bordados, estampados, deshilados, plisados, aterciopelados, quemados… entre otros muchos, son sin duda las señas de identidad de referentes como Dior, Chanel, Lanvin, Vionnet, o Valetino, y que hacen como decíamos en días pasados, añadir un gran valor artesanal a nuestro trabajo y otorgarle esa exclusividad que debe de hacernos diferentes al resto.

Para finalizar y tal y como comentábamos en el post anterior, el concepto y significado de manipulación textil es tan rico y tan amplio que seriamos incapaces de enumerar con tan pocas frases las diferentes técnicas utilizadas para estas transformaciones. En WORKSHOP GRANADA nos marcamos como uno de los objetivos prioritarios, complementar la formación de los alumnos en disciplinas vinculadas con la moda, con estos cursos de formación continua en diferentes técnicas de manipulación textil. Es simplemente ayudar al alumnado a que implemente su formación y a que ame aquellas labores artesanales que por desgracia se van perdiendo día a día y de las cuales nos sentimos muy orgullosos de recuperar.

Thanks!

Teléfono
WhatsApp
Soy Lola, gerente de la escuela
En qué te puedo ayudar?

error: Content is protected !!